Advertisement

 El keniano de 30 años se convirtió en el primer hombre en romper la barrera del 2:03 mejorando por 26 segundos la marca de Kipsang de 2:03:23, que se estableció en Berlin hace 12 meses. El rendimiento histórico de Kimetto también superó Geoffrey Mutai de 2:03:02 de Boston 2011 – que fue anteriormente el maratón más rápido de la historia, pero situado en un curso no elegible para propósitos de registro. Detrás Kimetto, llego Emmanuel Mutai que estaba dentro del viejo récord mundial, paro él cronometró en 2:03:13. El dúo permanecio junto durante gran parte de las últimas etapas antes de que Kimetto se escapara en los últimos cuatro kilómetros.