publicidad

 Viene el día del examen final y ya debes estar  preparado al 100 %, has realizado el entrenamiento, estos son algunos consejos que te ayudarán a conquistar la meta y evitar sorpresas el día tan esperado, por el cual, has trabajado los últimos meses. 

  • Realiza la carga de carbohidratos 3 días antes

Consume pasta, arroz integral, cereales integrales, panes, galletas, frutas y disminuye las raciones de grasas y proteínas.

  • Dos días antes,  come únicamente lo que ya conoces.

Evita alimentos crudos, fibras y grasas. Toma sólo líquidos envasados o agua mineral para evitar malestares estomacales.

  • Hidrátate adecuadamente.

La hidratación debe cuidarse tres días antes, la orina es un indicativo que se realiza adecuadamente, una orina clara es señal que vas por el camino correcto. No tomes mucha agua media hora antes, de esta forma evitaras acudir al sanitario antes de empezar o en los primeros kilómetros, hidrátate poco a poco durante la ruta y no de un solo golpe. No esperes sentir sed para hidratarte.

  • Deja todo preparado

Antes de soñar con ese maratón: arregla tu ropa, el chip, el número, gadgets, teléfono, llaves y prepara la logística con la persona que te dejará o acompañara al lugar de salida. Deja preparado el desayuno.

  • Antes del disparo de salida  y la ruta.

Lleva contigo un poco de papel de baño, bloqueador, una visera, complementos y vaselina extra.

  • Duerme temprano y realiza ejercicios de respiración para calmar los nervios.

Antes de entrar a la cama y que los nervios no te dejen dormir, relájate y realiza respiraciones mientras te visualizas cruzando la meta. Descansar correctamente un día antes a la carrera es muy importante.

  • Despierta dos o tres horas antes del arranque.

Aprovecha el tiempo para desayunar apenas te levantes, ir al baño antes de salir de casa y trasladarte relajado al lugar.  Evita el café por el efecto diurético

  • Desayuna lo de siempre

No intentes nada nuevo, si por lo regular tu desayuno es un pan tostado con mermelada o un yogurt con fruta. No cambies los desayunos que ya probaste en tus entrenamientos de distancias. Si es necesario despertar 3 o 4 horas antes para desayunar y volver a dormir, hazlo. 

  • Evita las ampollas y rozaduras

Esto ya fue practicado durante tus entrenamientos, ya sabes que no debes estrenar el día de la carrera y puedes usar vaselina en todos los lugares donde pueden ocurrir rozaduras (axilas, muslos, dedos de los pies, pezones, etc. ) Cuida tus calcetines al momento de ponerlos, no deben quedar arrugas que vayan a molestar al paso de los kilómetros.

  • Motivación extra durante la carrera

Escribe en tu playera tu nombre y seguramente muchos te apoyarán durante la ruta. Un poco de motivación pasando el kilómetro 30 nunca está de más. Si sientes que no puedes más, insúltate positivamente todos los corredores sabemos como hacerlo.

  • Sigue tu ritmo

Al iniciar puedes llenarte de adrenalina y comenzar a rebasar a corredores, provocando un desgaste anticipado. Deja el acelerador para la segunda mitad de la carrera, es cuando se disfruta más la velocidad.

  • Crea una o varias listas de música

Hablando de ritmo, nada mejor que una playlist con el tiempo que deseas realizar en Maratón, puedes empezar con canciones que te ayuden a no incrementar el ritmo al inicio, canciones que te mantengan motivado y con buena actitud. Olvídate de las baladas súper calmadas y llénate de actitud

  • Nunca te salgas del plan.

En tu mente ya tienes los tiempos para cada distancia, cubrir los primero 10K en “X tiempo”, llegar a los 21K en “X tiempo” y así para cada distancia. Sigue el plan que ya conoces durante los meses de entrenamiento, es probable que tengas variaciones mínimas positivas o negativas, solo trata de estar lo más próximo a tus tiempos.

  • Olvídate de los letreros que marcan los kilómetros.

Estar al pendiente de cada kilómetro entrarás en una batalla psicológica muy fuerte, dedícate a disfrutar la ciudad, las porras de la gente y los monumentos que tiene la ruta.

  • Es un día para motivarte.

Hoy estas parado en esa línea de salida, debes ser positivo sin importar el kilometraje, mantén tu mente fija en la meta, alienta a los que veas sufriendo, grita con las porras de la gente, agradece a los voluntarios que encuentres en tu camino, choca tus manos con los niños (tú eres un héroe para ellos) y acepta la palmada en la espalda cuando se necesite.

  • Demuéstrale al “Muro” de que estas hecho

Si llegas a sentir el muro, olvida el miedo, come & bebe algo que te proporcione energía, relaja un poco el paso, pero no pares hasta llegar a la meta. Es momento de motivarte y sentirte orgulloso por afrontar el reto.

  • Recarga Combustible durante el Maratón

Durante los entrenamientos de distancia has probado geles, gomas energéticas,  barras, pinole con chia, etc. Utiliza en el maratón los que mejor digieras y te aporten energía rápidamente.

  • Puedes contagiar a alguien

La fiebre del Maratón surge en el evento, puedes invitar a una persona que sea importante para ti a correr los últimos 10 kilómetros, puede ayudar para muchos objetivos: Mantener el paso deseado, distraerte con la plática, llevar carbohidratos y bebida energética. Esta persona podría ser tu próxima pareja de entrenamientos y un futuro maratonista.

  • Guarda lo mejor para el final

Termina el maratón lo más fuerte posible, disfruta de la gente y familiares cerca de la meta. Piensa en todo lo que has pasado para llegar a ser MARATONISTA, gánate esa foto y la medalla.Todos tenemos un significado para el maratón, disfruta el tuyo y si es necesario celebrarlo con unas lágrimas de alegría.

  • Cuando los kilómetros empiecen a doler

Recuerda a todas esas personas que te apoyaron, que te dieron consejos y que fueron tu inspiración para correr un Maratón, es momento de dedicar cada uno de tus pasos.

  • Desconéctate y disfruta.

Cuando estés cerca del estadio no uses música, escucha a la gente, observa a ese corredor que con medalla en mano regresa por la ruta con porras para todos, disfruta tu momento, es único y eres el héroe de la película. Siente el pavimento, lo fuerte y duro de tus piernas, tus ojos con esas lágrimas queriendo salir. Entra al estadio y siente la pista, observa la meta mientras observas y escuchas cada detalle, no te pierdas de nada, lo lograste y esa meta que está a unos metros te la mereces. Eres MARATONISTA, has logrado una prueba que pocos se atreven lograr, cruzando esa meta te aseguro que eres otra persona, no es solamente por cruzarla, es por el proceso. Todo el cambio fue durante los entrenamientos y has cambiado cruzando la meta.

  • Terminando el Maratón

Dentro de los 20 minutos posteriores, consume alimentos ricos en carbohidratos de alto índice glicémico, tales como: bebidas energéticas, refrescos sin cafeína, geles, gomitas, pretzel, patilla, pasitas, pan blanco, galletas, etc. Toma el Gatorade que viene en el kit de recuperación. Si tienes una molestia usa las bolsas de hielo que dan al terminar o llegando a casa compra dos bolsas de hielo para la tina y disfruta el baño. Dormir va resultar un poco difícil, aprovecha para ir a comer alimentos ricos en carbohidratos con la familia, novia y amigos. Y seguir hablando con tantas endorfinas sobre los detalles del maratón.

  • Viene el lunes en la oficina

 Es un buen día para olvidar la medalla en una de las bolsas del traje y mostrarla con los compañeros, disfruta tu semana como recién Maratonista y esperamos que sigas disfrutando de este bello deporte. FELICIDADES MARATONISTA.  

publicidad