Advertisement

 La mexicana Dulce María Rodríguez de la Cruz refrendó su título en la categoría élite femenil del Maratón Internacional de Guadalajara 2015. En la recta final superó a  la keniana Scola Jepkemoi Kiptoo quién no respondió al último tirón y así aprovechó Dulce  para para superarla y alcanzar la victoria  por segundo año consecutivo con un tiempo de 2H 42’49”En tanto que en la rama varonil, el ganador fue el keniano Benjamín  Kiplimo, con 2H17’37” seguido del mexicano Tomás Luna, quien registró 2H 20’28” La mexiquense Dulce Rodríguez  dominó las calles de la zona metropolitana, aunque no fue así durante todo el recorrido, ya que en el kilómetro 29 se le veía a 50 metros de la keniana Scola Kiptoo, quien llevaba el liderato, pero fue hasta el kilómetro 41 donde aprovechó una distracción de su rival para llevarse el título.   Al término de la carrera, la mexiquense Dulce maría Rodríguez expresó “Me siento muy contenta y muy feliz, la verdad es que sólo los ángeles que me han acompañado ahora y las porras de la gente de Guadalajara, mis amigos, mis compañeros, todos mis admiradores, fue muy básico porque a veces pensé que me faltaban las fuerzas, pero los gritos de aliento contaron muchísimo”.  Por su parte, Scola Kepkemoi Kiptoo, segunda en la contienda  registró 2H 43’18” para quedarse con el segundo puesto. Mientras que la tercera posición le correspondió a Leah Jebiwot Kigen, también de Kenya, con un crono de 2H46’ 03”   En la rama varonil Benjamin Kiplimo, subió a lo más alto del podio al registrar una marca de 2H 17’ 37” , La segunda plaza quedó en poder del  mexicano Tomás Luna con un tiempo de 2H 20’ 58”  y el tercer lugar fue para el  también keniano Christopher Kipyego quien  paró el cronómetro en 2H 23’47” El evento  que fue  organizado por el Ayuntamiento de Guadalajara repartió entre los ganadores una jugosa bolsa en premios entre los ganadores. La carrera contó con la participación de 4 mil corredores en una justa que estrenó ruta debido a las obras de la Línea 3 del Tren Ligero, que exigió a fondo a los competidores en un par de subidas intensas en la tradicional avenida Fidel Velázquez, y una más en Monte La Luna, que puso a prueba las capacidades de los competidores. Pero que les permitió encontrar un ambiente festivo por parte de los vecinos quienes salieron a apoyar a los corredores y a darles suministros para su ruta. En la edición 31 del maratón tapatío estuvo el  alcalde Enrique Alfaro, quien agradeció la participación de los atletas.